Quake Costa Rica

Humor, Palm, gadgets, Topografía, Geografía y lo que sea...

domingo, 1 de enero de 2017

Los consejos de Charlie Munger

"Intenta cada día ser un poco más sabio de lo que eras cuando despertaste. Día a día, y al final, si vives lo suficiente, como la mayoría de la gente, vas a recibir de la vida lo que te mereces".


Charlie Munger nació el 1 de enero de 1.924 en Omaha (Nebraska, EE.UU.). Estudió primero Matemáticas en la Universidad de Michigan y después Derecho en la Universidad de Harvard. Trabajó como meteorólogo en el ejército estadounidense, más tarde como abogado y acabó finalmente como gestor de inversiones y filántropo.


Actualmente es vicepresidente de Berkshire Hathaway, el conglomerado controlado por Warren Buffett. De hecho, una de las frases que más famoso le ha hecho en el mundo financiero es precisamente la que dice Warren Buffett: “Charlie and I”. Cada vez que hace un anuncio, hace referencia su socio, en los cincuenta años de vida de la compañía nunca ha dejado de hacerlo.


De todas formas, y aunque lo parezca, la vida no ha sido un camino de rosas para Charlie. De hecho, ha pasado a la historia como una de las personas más sabias precisamente porque su vida ha sido una de las más duras de entre las de los grandes inversores del último siglo, y aún así, ha conseguido remontar a la cima después de caer, varias veces. Como él ha dicho:


“Debes asumir que la vida será dura y preguntarte a ti mismo si lo puedes soportar y si la respuesta es afirmativa, entonces simplemente sonreír y seguir adelante”.


Munger obtuvo una rentabilidad del 19.8% anual entre los años 1.962 y 1.975, está catalogado en Forbes como una de las personas más ricas del mundo y es de los pocos que puede decir que su fortuna ha sido sin suerte, sólo a base de decisiones inteligentes. De hecho, él mismo atribuye su éxito a sus dos aficiones favoritas: "la lectura y pensar". Durante toda su vida siempre se ha visto este patrón, un progreso lento, tal vez humilde pero siempre en positivo a base de elegir el camino correcto. ¿Cuál es el secreto de Charlie Munger? A finales de los años 80 en una entrevista le hicieron esta misma pregunta y respondió: "Soy racional. Esa es la respuesta. Soy racional".


Para poner en práctica esta racionalidad, Munger utiliza “modelos mentales”, que combina para llevar a cabo su proceso de decisión. Es defensor del pensamiento multidisciplinar, ya que a menudo se requieren conocimientos de diversos ámbitos para obtener conclusiones o buscar soluciones a problemas complejos. No sé si en ese momento Muguer lo sabía, pero estaba recitando uno de los descubrimientos revolucionarios en la perspectiva que tenemos sobre el cerebro. En realidad, la intuición no es ni más ni menos que reconocimiento.


La situación proporciona la ocasión. Esta da acceso a la información almacenada en la memoria, y esa información da la respuesta (Daniel Kahneman - Pensar rápido, pensar despacio). Parece suerte o magia pero sólo es acumulación. A más multidisciplinar seas, más casilleros de información para resolver problemas distintos tendrás a tu favor.


Bill Gates sobre Charlie Munger: "Chalie Munger es el pensador más extenso que he conocido"




En 2007, Charlie Munger dio un discurso de graduación en la Facultad de Derecho de la USC, que resume bastante sus puntos principales de su forma de ver la vida. El sistema operativo Muger: vivir una vida que realmente funciona. Simplifica para la causa algunos puntos que ya aparecen en su libro, pero también añade otros aplicados a la modernidad:


Para conseguir lo que quieres, debes merecer lo que se deseas. La confianza, el éxito y la admiración hay que ganárselas.
Según Charlie no hay mayor satisfacción que obtener el éxito merecido. Es la regla de oro: entregar al mundo lo que desearía recibir si estuviera en el otro extremo del intercambio. Por lo general, las personas que tienen este espíritu ganan en la vida. No sólo dinero sino también honores, respeto y la merecida confianza. Por el contrario, hay algunas personas lo que alcanzan por una mezcla de suerte, pillería y acciones moralmente cuestionables, estas se distinguen en última instancia (si no se caen antes) porque en sus funerales nadie se entristece.


Aprende a amar y admirar a las personas adecuadas, estén vivas o muertas.
No hay amor más grande que la admiración y es un amor que se puede tener también a personas que ya no están; se puede admirar aquello que dejaron para los siguientes y amarlos por ello aún si no los conociste.


La adquisición de sabiduría es un deber moral y permanente.
Es un trabajo para toda la vida. No se llega muy lejos si uno se conforma con lo que ya sabe, aún si es la persona más inteligente del mundo en este momento, debe continuar mejorando. Aprender es un trabajo, un trabajo de mejoramiento continuo, que se basa simplemente en irse a la cama cada día un poquito más sabio.


"Constantemente veo gente ascender en la vida que no son los más inteligentes, a veces, ni siquiera son los más diligentes; pero son máquinas de aprendizaje. Ellos se van a la cama todas las noches un poco más sabios de lo que eran cuando se levantaron, y chico, eso ayuda, sobre todo cuando se tiene una larga carrera por delante".


En la vida, no te especialices, interésate por todas las grandes ideas multidisciplinares.
Para Charlie no hay nada peor que alguien que es experto en una cosa pero sólo en esa cosa y no sabe hablar de nada más que eso. Tampoco sé —aunque estimo que sí— si sabía que estaba hablando de la ceguera por especialización. Uno puede estar ciego a lo evidente, y ciego ante su propia ceguera, si enfoca demasiado su atención en una sola cosa; pues ignora todo lo demás, aunque influya.


El famoso experimento del “gorila invisible” demostró este punto de manera práctica y tiene mucho sentido que se aplique al aprendizaje. "Un solo aspecto, no puede ser aislado de la totalidad de la situación de manera constructiva. Las grandes ideas llevan el 95% de las respuestas, para mi no fue difícil recoger todas las grandes ideas de todas las grandes disciplinas y convertirlo en una parte estándar de mis rutinas mentales".


Aprender a pensar soluciones a problemas tanto positiva como negativamente.
En otras palabras, si quieres mejorar la vida de la India, la pregunta a hacerse no es "¿cómo puedo ayudar a la India?", sino "¿qué hace más daño a la India que pueda dejar de hacer?". Se podría pensar que son lógicamente lo mismo, pero no lo son. Es más fácil localizar lo que está mal que encontrar una mejora, y también más fácil dejar de hacer X que construir un X.


En su libro: Antifrágil, las cosas que se benefician del desorden, Nicholas Taleb denomina a este mismo pensamiento como "la vía negativa".


La falta de fiabilidad anula tus otras virtudes.
Si eres poco fiable, no importa cuáles sean tus virtudes, vas a caer. Así que, haciendo uso de la vía negativa anterior, debe ser una parte automática de tu conducta evitar la pereza y la falta de fiabilidad.


Evita las ideologías intensas y siempre considera el otro lado con tanto cuidado como lo harías con tu propia opinión.
Independientemente de que sean religiosas o políticas, las creencias son algo con lo que hay que tener cuidado. «Lo que me ayuda a mantener un sano juicio cuando voy a la deriva hacia preferir una idea sobre otra, es que digo "yo no tengo derecho a tener una opinión sobre este tema a menos que pueda exponer argumentos en contra de mi propia posición mejor que las personas que apoyan lo opuesto. Creo que sólo entonces estoy calificado para hablar». Curiosamente, lo mismo que propone la técnica Feynman para revelar conocimiento falso.


En términos generales, la envidia, el resentimiento, la venganza y la autocompasión son desastrosos modos de pensamiento.
La autocompasión pone a las personas muy cerca de la paranoia, y la paranoia es una de las cosas que son más difíciles de revertir. Da igual cuál sea la situación, de todas formas afligirse no va a mejorarla. Nunca te revuelques.


Trabajar con la gente que admiras, y evita la situación inversa cuando ello es posible.
Tu resultado en la vida será mucho más satisfactorio y mucho mejor si trabajas bajo las personas que realmente admiras. Cuando se está en las manos de personas que tienen mayor aptitud para mejorar y más tendencia a ser máquinas de aprendizaje se obtiene "poder" de las personas adecuadas. La alternativa opuesta no es una buena idea, deberías evitar sistemáticamente trabajar para cualquier persona que no quieras llegar a ser porque las figuras de autoridad nos influyen.


Manten la objetividad, sobre todo cuando es difícil.
Tu rutinas mentales, como piensas, han de estar en constante revisión para ser fiables y objetivas. Se trata de que tú tienes que ser el primero en revisar constantemente la veracidad de tus impresiones. No hay otro sistema que funcione para adquirir conocimiento que el de refutar lo que crees.


Aprender el concepto de asiduidad: sentarse y hacerlo hasta que se hace.
Este punto recuerda a una frase pronunciada por Eric D. Thomas: “I don't sleep when I'm tired, I sleep when I'm done”, pero Charlie usa de ejemplo una empresa: "Dos socios que elegí para una pequeña etapa de mi vida tenían la siguiente regla: dividir todo por igual, y trabajar 14 horas al día hasta estar al día. No hace falta que diga que la empresa no falló".


En añadido a esto, un intenso interés en los sujetos es indispensable para que sobresalgan. Es decir, un puede obligarse a ser bastante bueno en muchas cosas, pero no podrá forzarse a ser realmente muy bueno en cualquier cosa; es necesario que en esa tarea se tenga un interés intenso o no podrá soportar la asiduidad que se requiere para llegar a ser el mejor en algo.


Utiliza los reveses de la vida para mejorar.
La vida te dará terribles golpes, golpes horribles, y algunos hasta desleales, pero no importa. Lo que importa es que algunas personas se recuperan y otras no lo hacen. Para esto, la actitud de Epicteto es la mejor. El pensaba que cada desgracia en la vida era una oportunidad para aprender algo, y su deber era no sumergirse en la autocompasión, para poder utilizar el terrible golpe de una manera constructiva.


La civilización requiere un sistema transparente de confianza entre todas las partes interesadas.
La forma más elevada a la que puede aspirar la civilización es un tejido sin costuras de merecida confianza. "No hay mucho que explicar, personas simplemente totalmente fiables confiando correctamente entre sí. Esta es la forma en una sala de operaciones trabaja y la forma en la que la vida individual debería funcionar. Es decir, si tu contrato matrimonial tiene 47 páginas, no lo firmes".


Aunque se han resumido los puntos más importantes y tomado citas textuales, el discurso de graduación es en sí más largo y lo tienes aquí si te interesa verlo.


También recomiendo encarecidamente la obra cumbre de Charlie Munger "Poor Charlie´s Almanack: The Wit and Wisdom of Charlie Munger" y sus otras apariciones, entre las que para mi destacan la entrevista que le hicieron en Harvard-Westlake y la charla "The Psychology of Human Misjudgement",que está disponible en Youtube.


Fuente Hipertextual